Los latinos en América

Panadería latina, queso latino, refrescos latinos, música latina y, lo que es peor, electrolatino…pero ¿qué tiene que ver aquí la palabra latino? ¿No eran los romanos latinos? ¿Cómo se ha llegado a este cambio semántico?

Los latinos eran un pueblo itálico que vivía en las riberas del Danubio, en lo que hoy es Austria, Eslovaquia y Hungría. Hace unos 4.000 años, junto con otros pueblos hermanos, decidieron mudarse al Sur, atravesaron los Alpes y se asentaron en la zona central de la península italiana, a la que dieron nombre. La lengua de los latinos, el latín, fue la lengua del Imperio Romano.

Con la caída de Roma, en algunos lugares del Imperio, el latín evolucionó y dio lugar a nuevas lenguas: español, rumano, portugués, francés, italiano, provenzal, romanche etc. No todo el mundo está de acuerdo, pero es la historia comúnmente aceptada y no vamos a entrar en este tema, quizá más adelante.

En todo caso, el latín fue durante siglos la lengua de cultura en el Occidente europeo y por lo tanto, prácticamente, la única lengua escrita.

A los países de Europa cuya lengua nacional provenía del latín, aunque insisto en que hay minorías discrepantes, se les llamó latinos, es decir, Francia, España, Rumanía, Italia y Potugal.

A grandes rasgos, ésta es la historia.

Entonces ¿cómo es posible que un ecuatoriano y un peruano descendientes de los incas se denominen latinos? ¿cómo es posible que un americano de origen africano se enorgullezca de ser latino?

Todo empezó con la independencia de Méjico de España en 1821. Los años siguientes fueron un caos para el recién nacido país. En unas décadas, Méjico llegó a perder más la mitad de su territorio: California, Nuevo Méjico, Nevada, Arizona, Tejas, parte de Oregon y de Utah, Costa Rica, Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua y seguro que algo olvido. Un auténtico desastre. Realmente, Méjico podría haber dejado de existir tras la guerra contra EEUU de 1846 a 1848. La capital mejicana fue ocupada por EEUU y sólo cierta mala conciencia por parte de los estadounidenses (no querían ser como los países del otro lado del charco que ocupaban y se anexionaban territorios por África y Asia) hizo que Méjico siguiera vivo como país independiente. Mutilado, pero aún independiente.

Por si todo esto fuera poco, el país vivía en una constante pugna entre liberales y conservadores. Estos últimos pensaron que sería una buena idea implantar una monarquía moderada al estilo europeo, así que se dirigieron a Trieste, hoy Italia, entonces Imperio Austriaco, a ofrecerle el puesto al archiduque Maximiliano de Habsburgo. A Napoleón III, Emperador de Francia, le gustó la idea y mandó a su esposa, la española Eugenia de Montijo, de intérprete y representante. Tras el sí quiero del archiduque, el ejército francés se presentó en Méjico para apoyar al nuevo Emperador. Los soldados franceses no fueron bien recibidos por los liberales mejicanos, es decir, se vieron envueltos en una guerra civil en un país en el que realmente no pintaban nada. Pero, al igual que en África o Asia, Francia buscaba consolidar su estatus de gran potencia colonial en América, continente donde apenas tenía presencia ¿Cómo justificar esta extraña intervención? ¿Dónde se encontraba la afinidad entre Méjico y Francia? Francia apeló a la “latinidad” de ambas naciones entendida como lengua con el mismo origen y religión católica. Francia se consideraba entonces la potencia latina frente a los anglosajonas y protestantes EEUU y Gran Bretaña y la emergente potencia germana: Alemania
Para redondear la historia de las andanzas de Napoleón III en América, hay que hacer mención al amago de intervención en Ecuador por parte de Napoleón III.

De esta manera, los franceses inventaron el término América Latina y los americanos de esos países pasaron a ser latinos.

El problema del término es que es vago e impreciso y, por lo tanto, inútil ¿Quién es y quién no es latino? ¿Es un haitiano latino? ¿Es un indígena boliviano que no habla ni una palabra de español latino? ¿Es un habitante de Aruba latino? ¿Es un ciudadano de Belice latino? ¿Son los canadienses de lengua francesa, quebequeses, latinos?

En mi opinión, es más preciso referirnos a la América Hispana, Iberoamérica, Sudamérica o Centroamérica y por tanto a hispanos, iberoamericanos, sudamericanos y centroamericanos.

88x31

Anuncios

3 thoughts on “Los latinos en América

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s